Tag: gatos

AnimalesMeeting

Los gatos te invitan a su casa en el centro de Madrid

Si los gatos son tu debilidad, estás de suerte. Te presentamos la casa de los gatos en el barrio madrileño de Lavapiés. Es una casa grande, de dos plantas y totalmente adaptada a sus inquilinos gatunos. Estamos hablando de La Gatoteca (c/ Argumosa, 28), un proyecto pionero en España, donde los humanos somos los invitados. En este peculiar hogar, sede física de la asociación Abriga (Asociación Benéfica por el Rescate e Inserción de Gatos en Adopción) se genera una relación muy especial entre felinos y humanos. Ya el cierre metálico de la entrada, decorado con caras gatunas, arranca una sonrisa.

En el recibidor de La Gatoteca nos colocan una pulsera con la hora de entrada para controlar el tiempo que vamos a permanecer en la casa. El hall está decorado con multitud de utensilios, ‘menaje gatuno’ y productos de artesanía, libros, peluches, etc… cuya venta revierte en el proyecto. Apuntad el horario y los precios:

Horarios:
De martes a domingo: Abierto desde las 11 horas.
Última visita todos los días a las 21.30 horas.
Lunes por la mañana CERRADO. Lunes por la tarde de 17 a 21h, acceso gratuito para socios y voluntarios.

Precios:
30 minutos – 4€
1 hora – 6€
A partir de la primera hora se fraccionan los 6€ en minutos.
Personas con diversidad funcional y pensionistas 50% descuento.
Niños y niñas hasta 14 años incluidos, máx. 2 por adulto. 3€ entrada única.

Con la entrada tienes derecho a una consumición (autoservicio). Eso sí, nada de alcohol ni vasos de cristal, con el fin de garantizar la seguridad y el bienestar de los gatos.
En una de las paredes se presentan los inquilinos de la gran casa felina. Y es que mientras tomas un café o un refresco puedes acariciar, jugar y achuchar a Anita, Arturo, Igor, Leopoldo, Yann, Vanessa, Boris, Jennifer, Dingo, Noah, Elsa, Zahira… La Gatoteca es, en definitiva, un lugar soñado para los amantes de estos animales. Son felinos que han sido abandonados, rescatados o encontrados en situaciones terribles. Muchos de ellos padecen enfermedades o tienen carencias, tanto físicas como afectivas. Hay que ser muy pacientes con ellos, no atosigarlos, ni perseguirlos, ya que necesitan tranquilidad y ‘buenas energías’. En La Gatoteca, gracias a la labor de personas voluntarias, los gatos viven rodeados de cariño y atenciones. Y lo mejor de todo es que puedes adoptarlos.

El Club del Gato
La Gatoteca, además de ser una gran casa de acogida para los gatos, también es un centro donde se desarrollan muchas actividades educativas, terapéuticas y lúdicas, relacionadas con el mundo felino. Por ejemplo, se imparten cursos y charlas para que las personas que tienen un gato en casa aprendan cómo cuidarlo correctamente, se llevan a cabo terapias asistidas para personas con diversidad funcional y todo tipo de actividades de entretenimiento, como yoga con gatos, conciertos en acústico, talleres de manualidades, festivales, mercadillos… en torno a los gatos o en colaboración con ellos.

Qué no es La Gatoteca
En Japón existen lugares similares, pero con una diferencia: La Gatoteca no es una cafetería con gatos, sino un espacio donde lo fundamental es el bienestar de estos animales. De ahí, que se sigan unas normas básicas de convivencia. La interacción gato y humano se consigue entre grandes cojines, sofás de colores, cajas de cartón, comederos, bebederos y juguetes trepadores. ¡Los gatos son los anfitriones!

¿Qué otros servicios ofrece La Gatoteca?
1.- Felvet Abriga: Sección veterinaria de ABRIGA. Se ofrece asesoramiento, consultas y cursos relacionados con el mundo del gato.
2.- Kitty – Sitters: Se trata de un servicio de cuidado y mantenimiento del gato en el mismo domicilio.
3.- Adopción: En ABRIGA les gusta conocer un poco a la persona adoptante, ya que cada gato es diferente, al igual que el ritmo de vida de los humanos, cada persona es un mundo. “Hay gatos a los que les encantan los niños y otros a los que no; unos pueden pasar muchas horas solos y otros irremediablemente deben vivir acompañados de otro gato; unos son muy juguetones y otros extremadamente mimosos”. En La Gatoteca, si decides adoptar, te ayudan a encontrar esa compatibilidad.

Además de la web, también podéis consultar su día a día en la página de Facebook.
Si ya estáis pensando en salir pitando para La Gatoteca, lo mejor es que realicéis la reserva por Internet a través de la web para aseguraros la entrada, ya que el aforo está limitado a 28 personas adultas y 6 niñ@s máximo al mismo tiempo (2 niñ@s por adulto) para que los gatos no se estresen, ni se agobien, y también para que los visitantes puedan disfrutar de ellos.

¿Qué os parece? Es un proyecto solidario – gatuno bien bonito, donde se comparte el amor por los gatos y se aprende a entender a los felinos, siempre desde el respeto y la generosidad.
Dicen en La Gatoteca que es muy importante conocer a los gatos, que no se puede adoptar al tuntún. Estamos hablando de conexión, de afinidad, de energía… de ronroneo.

15Mar
Cosas que nunca te dije

Gatos o gatti, los otros habitantes de Venecia

De nuestro viaje a Venecia se nos había olvidado hablaros de sus habitantes, de los otros habitantes: los gatos o gatti (en italiano). Cuando os decíamos que Venecia nos tenía (en)gatusados era por...